lágrimas de nada

abril 6, 2008 § Deja un comentario

Desde hace varios días traigo lágrimas de nada, de esas que brotan sin razón (tal vez sin razón aparente). Ni de alegría, ni de tristeza, tal vez son de un simple fluir. De escuchar una canción, ver una película, mirar el mar, andar en bicicleta, leer, tratar de escribir o pensar (sí, tratar de pensar).

No sé dónde ponerlas. Mis ideas quieren ubicarlas en demasiadas partes, he pensado colocarlas en pequeños frascos de vidrio y coleccionarlas, igual que Susanita, la amiga de Mafalda, pero sería un gran problema guardarlas en el equipaje cuando regrese a México. Y como quiero viajar ligera sólo me queda dejarlas secar… a ver si se pronto se dan por vencidas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo lágrimas de nada en sol barrido.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: